La Catedral Santa-María, de estilo gótico, está en el emplazamiento de una catedral romana que fue destrozada por un incendio en 1258. Construida con piedras de Mousserolles (piedra ocre) y luego con piedras de Bidache (piedra blanca), la catedral Santa-María está situada en pleno corazón de la ciudad de Bayona en el barrio histórico. Está situada en una loma que domina el Adour y la Nive. Pertenece al estilo gótico radiante. Encierra la reliquia del cuerpo de San León, obispo de Bayona en el siglo IX. Un claustro del año 1240 le es contiguo. Fue inscrita en la lista del Patrimonio Mundial en 1998 en el contexto de los caminos de Santiago de Compostela en Francia (camino de Soulac).

Se erigió por etapas entre la mitad del siglo XIII y el siglo XVI. Fue dotada de flechas en el siglo XIX en una operación de envergadura por un discípulo de Viollet Leduc, Boeswillwad, quien dio a la catedral el aspecto alargado que hoy le conocemos. Estas flechas miden 85 metros de alto.

Las capillas del deambulatorio se ven adornadas con pinturas, según el estilo del siglo XIV, debidas a Steinhel, y con vidrieras de estilo de Chartres.  
 
Aller en haut de page